Luis Cabezudo

Ocurre muy pocas veces que la palabra es dictada por un hecho, una experiencia que nos marca y sale como agua que cae que brota.

Duende

1988

Acrílico en papel
1990
“Joker”
Ocurre muy pocas veces que la palabra es dictada por un hecho, una experiencia que nos marca y sale como agua que cae que brota.
Pero cada día se levanta y marca con su fuerza la agitación de la mañana.
Hoy decido que será porque lo quiero, lo busco y lo acepto.
Me atrevo a caminar, a respirar para domar, para calmar mi ansia, en confiar y hacer lo que puedo.
Por esa decisión mi trabajo colabora. Mi vida depende y soy responsable de otra.
Así tiene sentido compartir la calma, el nervio en cada acción, pensamiento, en cada mirada.
Gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.